domingo, 15 de abril de 2012

Atada a una sonrisa, pero desecha por dentro.

Es dificil tomar una decisión adecuada cuando sabes que pase lo que pase, hagas lo que hagas y elijas lo que elijas, va a doler. Cuando sabes que no hay manera de que las cosas salgan bien, es posible que dentro de un tiempo te des cuenta de que eligiste lo mejor pero, y si no es así? Duele saber que si decides dejarlo todo de lado, terminar de una vez con todo eso es imposible que puedas estar como si nada, porque todo eso que te hacía daño era parte de tu vida. Pero tampoco puedes seguir dejando que dia a día te sientas peor y que además no puedas arreglarlo porque es asi. Hay decisiones que son realmente dificiles, pero es tontería darle vueltas y vueltas en tu cabeza, porque nunca vas a encontrar la solución ni la forma correcta de actuar. El problema es que tampoco puedes dejar que pase el tiempo como si nada tarde o temprano vas a tener que elegir, la pregunta que te haces ya no es qué hacer para que todo salga bien, sino qué camino dolerá menos de todos? Quizá la formade que duela menos sea nunca dejar de sonreír.


No hay comentarios:

Publicar un comentario